19.10.07

¡Buh! Que viene el Ecologista

El mundo me parece cada vez más extraño. Los roles cambian, y quienes eran antes perseguidos, ahora son los perseguidores... y al revés

¿Por qué de esta reflexión? Pues voy a ser franco: estoy hasta las narices del Eco-escepticismo. El Eco-escepticismo es una nueva postura (de la que ya hemos hablado varias veces sobre todo en los problemas del Cambio Climático), quizás alimentado por el neo-con ("y la mega-chupi-super-libertad de mercado"), en que se postula que todo son patrañas, que el Planeta Tierra no necesita protección... A aquellos que, fervientemente lo defienden, me gustaría recordarles una cosita: uno de los mayores neo-con (y también Eco-escéptico) es George W Bush, que entre otras cosas es creacionista y fundamentalista religioso, y su postura se basa en que Dios es bueno y no nos puede hacer daño. Dejando consideraciones religiosas o políticas a un lado (así como el presunto cretinismo de Bush) vamos a hacer un poco de análisis al Eco-Escepticismo.

Es difícil saber cuándo nació el ecologismo. Ya en el romanticismo se empezó a idealizar los parajes naturales (aparte de cementerios e iglesias en ruinas) , durante el auge de los nacionalismos del siglo XIX (no confundir con los actuales) se empezó a estudiar el patrimonio natural de cada país para mayor gloria de su patria. Como consecuencia de estos movimientos aparecieron la primera conciencia más "naturalista" que ecologista.

No obstante, tenemos que avanzar bastantes años hasta la década de los 60 aproximadamente, cuando desde el pacifismo nace una corriente de "amor" a la madre tierra. Este amor va a tener fundamentalmente dos hijos, la New Age por un lado (lagarto lagarto!) y el ecologismo (aunque de un tipo más emocional que científico).

Si hay que dar una fecha para el nacimiento del ecologismo "científico", tarea bastante difícil porque muchos estudios se estaban desarrollando en ese momento, es 1962, año de la publicación de Primavera Silenciosa, donde se advertía de los riesgos de determinadas sustancias químicas.

Con unos ideales verdes, y una base más o menos científica, el ecologismo va a estar presente desde entonces en nuestra sociedad, con mayor o menor influencia sobre la vida cotidiana. Y ¿qué es lo que ocurre? Pues que como en todo sitio que haya algo de ideología de por medio, aparece la irracionalidad por la que muchos grupos ecologistas se caracterizan.

Junto a la evolución de los ecologistas (tengo en mente un post sobre los cambios de "el principal problema ambiental de nuestra madre Tierra), la Ciencia (la de verdad) ha ido avanzando en el campo del conocimiento de los ecosistemas, hasta el punto que hoy en día tenemos una visión bastante completita de los ecosistemas (aunque ni mucho menos suficiente). Así, tenemos un ejército de Científicos Ambientalistas (y no ecologistas) que pueden decidir sobre lo que se puede o no se puede hacer.

Los Ecologistas se han ido radicalizando y enquistando en muchos aspectos y sectores, esto ha hecho que no siempre hayan tenido muy buena fama. Pero parece que últimamente están teniendo más éxito, entre otras cosas por el gran auge del Cambio Climático. Me gustaría recordar, que el mérito no es de los ecologistas, aunque sean ellos quienes se pongan las medallas, sino de los Científicos Ambientalistas. Y aquí aparecen los eco-escépticos.

Aunque eco-escepticismo ha habido siempre, puestos a dar una fecha de nacimiento, pongamos que es 2004, con la publicación de la novela "Estado de Miedo" de Michael Crichton. El mayor error de este libro es meter en el mismo saco a los ecologistas y a los científicos.

Cuanto mayor ha sido el ecologismo, más fuerte y radical ha sido el eco-escepticismo. Y otro fenómeno que me parece bastante curioso, para colmo hay chaqueteros (que se cambian de bando). Un elemento que está casi siempre presente en cualquier postura fundamentalista son las conspiraciones: cuando los argumentos no se tienen en pie, pues te sacas una conspiración, cuanto más rocambolesca posible mejor, y listo, a rodar.

Hace cosa de 20 años, la gente estaba muy convencida que las petroleras tenían una especie de hermandad maligna, y que celebraban rituales satánicos en los que devoraban gatitos y quemaban vivo a los sucesivos inventores de motores de energía infinita. Hoy la cosa ha cambiado, pero aunque los nombres sean distintos, la conspiración sigue siendo la misma (e idénticamente estúpida).

Los malos ahora son las nucleares, sí aquellas que los ecologistas desterraron hace tiempo, porque quieren ganar terreno, y promoviendo lo del cambio climático consiguen que la gente empiece a temer más el petróleo que nuestro amigo el uranio. Y para esta malvada operación, pues ahora van de la mano de los ecologistas.

Veamos señores: ¿en qué cabeza cabe que los ecologistas puedan ponerse de acuerdo con las nucleares?. Las conspiraciones no existen y los reyes magos son los padres. Si se ha puesto de moda ahora el calentamiento global es porque se ha puesto de moda, y no porque nadie lo esté alimentando de forma interesada (políticos aparte, claro)

Y vale, seamos un poco generosos y aceptemos que existen conspiraciones: es igualmente probable que exista una que exista otra. Pero en este sentido, ¿quién podrá tener más interés en desacreditar al otro: la nuclear o la petrolera? Pues me da a mi que la petrolera, ya que son los que tienen más que perder. Aún así, os recuerdo que no hay que pensar en conspiraciones.

En fin, estaré encantado de leer vuestros comentarios y seguir discutiendo sobre el asunto. Por cierto, NO soy ecologista, sino científico ambiental (más concretamente ambientólogo), pero los eco-escépticos me parecen tan payasos como los ecologistas.

12 comentarios:

Gonzalo dijo...

Querido gato cuántico. Me animo a comentar, ya que haces la invitación.

Primero, no está bien el uso de falacias.

"Como Bush niega el cambio climático y como Bush es un creacionista y un fundamentalista, entonces el cambio climático es falso"

De acuerdo, no lo expresas con mis palabras, pero eso es a lo que suena la referencia a Bush. Si no es eso lo que querías decir, ¿qué nos importa lo que piense Bush sobre el cambio climático?. ¿Es un científico con una opinión que haya que tener en cuenta?

Lo que decimos algunos es que, la existencia de un cambio climático, la magnitud, y la responsabilidad del ser humano en dicho cambio, debe ser un debate científico.

Y en este artículo, [debo decir que al contrario de lo que suele ocurrir en tu blog], la ciencia brilla por su ausencia. Al menos en mi opinión.

Cuando quieras discutimos sobre cambio climático.

Pero reducir el comienzo del "eco-escepticismo" al 2004 es un poco reducionista.

Recuerdo en mis clases de climatología (año 1994), en el que mi profesor nos venía a decir que sí, que parecía que se emitía más CO2 del que se depositaba, pero que no estaba muy claro si estaba cambiando el clima y si ambos hechos estaban relacionados.

Y de las referencias que guardo por ahí, esta es del año 1998, y muy probablemente no sea la más antigua.

http://www.nationalcenter.org/NPA203.html

Lo dicho, cuando quieras discutimos de ciencia.

el gato cuantico dijo...

mil perdones, no era mi intención escribir un post científico sobre el cambio climático, sino un artículo de opinión, y como artículo de opinión me parece justo que estén los comentarios a disposición para continuar el debate (y por ello valoro tu mensaje).

Bueno, vayamos por partes, respecto a Bush, cierto, ha quedado un poco ambiguo, pero en ningún momento estoy diciendo que automáticamente por ser eco-esceptico se sea creacionista o fundamentalista, sino que uno de los grupos que ejerce mayor presión al respecto sí que lo son. Pero quería dejar al margen valoraciones políticas o religiosas, aunque eso de para varios post más. Lo que me interesaba era intentar analizar (vale, desde un punto de vista un poco subjetivo) el fenómeno del eco-escepticismo y de el ecologismo. No me gusta ni uno ni otro, porque gran parte de los que lo profesan, no son científicos y ni siquiera saber que supone serlo.

El decir que el eco-escepticismo nació en 2004, si lees detenidamente, lo pongo como fecha a la explosión eco-escéptica que hay hoy en día. Eco-Escepticismo ha habido siempre, y eso no es cuestionable. Pero hay que reconocer que ese libro constituye "la biblia" ecoescéptica para muchos (siendo, penosamente su única referencia)

Y no puedo estar más de acuerdo contigo en cuanto hay que dejar el debate sobre el cambio climático antropogénico (o natural) únicamente en el ámbito de la ciencia, pero hay demasiados que se han invitado a la fiesta, y contra ellos es esta entrada.

Muchas gracias por tu mensaje, y perdón si ha parecido lo que no es

Jorge Mux dijo...

Estimado gato cuántico: valoro y admiro inmensamente cada uno de sus posts y sus opiniones.

Herr A. dijo...

Plas plas plas!

Te mereces una cerveza!

Pero mañana me tienes que invitar tu!!!!!

Más que discutido este tema en la cafetería, acompañados de nuestro amigo el zumo de cebada.

Un diez, gatito

Yoly dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

******** posicionamiento web
********

Yoly dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

###### coches segunda mano madrid - coches de segunda mano en madrid
######

nicol dijo...

SEGUNDAMANO Coches de ocasión y de segunda mano

Anónimo dijo...

Buuu, que vienen los fanáticos de las centrales nucleares, los productos químicos tóxicos y el progreso científico salvaje. Y encima acusan a los ecologistas de payasos y de ser un lobby cuando aquí el único lobby que existe es el pro-nuclear y pro-industrialización slalaje.

Anónimo dijo...

Limpieza de Empresas
limpiar casas
limpieza hogar
limpieza de comunidades
limpieza oficinas
Limpieza de obra
limpieza domicilio
limpieza de locales
limpieza de portales

Anónimo dijo...

top [url=http://www.001casino.com/]001[/url] hinder the latest [url=http://www.casinolasvegass.com/]free casino[/url] autonomous no set aside bonus at the leading [url=http://www.baywatchcasino.com/]loosen casino
[/url].